26/11/09

Las pérdidas reales de la banca pueden suponer el 35% del PIB mundial

Como se viene insistiendo en el Blog (ver entrada Lea esto si quiere saber cuánto dinero de sus impuestos ha ido a manos de la banca privada, del 20 de noviembre), los datos ofrecidos por Jean-Claude Trichet, presidente del Banco Central Europeo, indican que las ayudas públicas que los Gobiernos, a escala mundial, han otorgado a la banca privada ascienden a 10 billones de euros. Por lo mismo, las pérdidas acumuladas por la banca a nivel internacional han de alcanzar, al menos, esa misma cifra. Lo que supone que las pérdidas de la banca privada representan, cuando menos, el 17% del PIB del planeta.
Esta cifra es, sin duda, apabullante. Pero, según venían difundiendo distintos expertos, esconde la verdad de un volumen de pérdidas todavía mayor. De hecho, algunas fuentes han señalado que las pérdidas de la banca privada internacional rondan los 30 billones de euros, el 50% del PIB mundial. ¿Se imaginan si esto fuera cierto?. La enorme magnitud de estos números hacía pensar en lo imposible de su veracidad.
Pues bien, en esta estábamos cuando, siguiendo la estela del presidente del BCE, el director gerente del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Kahn, ha optado por empezar a soltar, aunque sea a pizcas, la información que el FMI atesora. Esta es la reseña de sus declaraciones, realizadas ayer, que recoge hoy el periódico El Mundo:
El director gerente del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Kahn, ha asegurado que el sistema financiero aún esconde multimillonarias pérdidas entre los balances de sus entidades, aunque no volverán a recibir ayudas estatales como hasta ahora en caso de que estalle una nueva crisis bancaria.
El máximo responsable del FMI ha declarado en el diario francés Le Figaro que probablemente el 50% de las pérdidas estén escondidas en los balances. Esta proporción, ha explicado, es mayor en Europa que en Estados Unidos, pero el caso de Japón demuestra que sin una limpieza de los balances no puede haber un crecimiento vigoroso.
Strauss-Kahn ha insistido en la necesidad de frenar el afán especulativo de las instituciones financieras, puesto que "limitar las bonificaciones y moralizar al mundo financiero significa preparar el futuro".
El director del FMI considera que las elevadas primas que reciben los especuladores son un problema no sólo moral, sino también económico, ya que traen consigo riesgos excesivos y podrían convertirse en un problema político si surge una nueva crisis.

¿Lo han leído bien?: “ probablemente el 50% de las pérdidas estén escondidas en los balances” de los bancos. Es decir, que aplicando tal porcentaje a los, al menos, 10 billones de euros ya perdidos de manera “oficial”, pues es el montante de las ayudas públicas concedidas por los Gobiernos, las pérdidas de la banca privada pueden superar, realmente, los 20 billones de euros, un 35% del PIB planetario, acercándose al 50% estimado por d
iferentes expertos.
Y atención al dato, pues el director del FMI habla ya de la posibilidad de una nueva crisis cuando aún no hemos salido de la actual. ¿Lapsus lingüe, aviso a navegantes o conocimiento de causa?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.