14/12/18

"Cuerpo mental: mente concreta (El conocimiento de sí mismo 4)”: entrevista a Emilio Carrillo




Vídeo (
duración: 01:15:49) de la entrevista realizada a Emilio Carrillo por Neux Miró (Universidad Gaia), el 29 de octubre de 2018, con el título Cuerpo mental: mente concreta (El conocimiento de sí mismo 4).

===============================================
Nota: Entrevistas a Emilio Carrillo para Universidad Gaia sobre El conocimiento de sí mismo:
+Cuerpo físico denso y cuerpo etérico (El conocimiento de sí mismo 1):
+Cuerpo emocional o astral (El conocimiento de sí mismo 2):
+Cuerpo emocional o astral (El conocimiento de sí mismo 3):
+Cuerpo mental: mente concreta (El conocimiento de sí mismo 4)”:
===============================================

13/12/18

El ser humano, Dios y el Universo, por Emilio Carrillo



Vídeo (duración: 00:58:52) de la charla-coloquio compartida por Emilio Carrillo, con fecha 22 de noviembre de 2018, en Mindalia TV, con el título El ser humano, Dios y el Universo.

===============================================

Empoderamiento: manifestación dimensional (II Parte)


Autor: Deéelij.

No creas en nada simplemente porque lo diga la tradición, ni siquiera aunque muchas generaciones de personas nacidas en muchos lugares hayan creído en ello durante muchos siglos. No creas en nada por el simple hecho de que muchos lo crean o finjan que lo crean. No creas en nada porque así lo hayan creído los sabios de otras épocas. No creas en lo que vuestra propia imaginación os propone cayendo en la trampa de pensar que Dios os lo inspira. No creas en lo que dicen las sagradas escrituras, sólo porque ellas lo digan. No creas a los sacerdotes ni a ningún otro ser humano. Cree únicamente en lo que tú mismo hayas experimentado, verificado y aceptado después de someterlo al dictamen del discernimiento y a la voz de la conciencia.” Buda.


3.- Sistemas de creencias: des-empoderamiento mediante el adoctrinamiento.

Volvamos a cuando el Alma nace en la vida, donde ya tiene una particularidad concreta de manifestación, y vayamos más allá de lo comentado sobre el vínculo que se realiza, llegando a cuando llega a casa de sus padres tras salir del hospital. A partir de ese momento, la Particularidad de ese bebé se va a ir fortaleciendo a base de más experiencias y conocimientos adquiridos. Todo eso se va a ir incrementando por toda la educación que va a recibir, tanto en su ambiente familiar como en el escolar; aunque también irá bebiendo de las costumbres de la zona geográfica donde resida. También, todo el ambiente social le va a ir dando más y más datos que va asimilando; y la Particularidad cada vez tiene una manera distinta de manifestarse a medida que el número de datos (conceptos, ideas, creencias, pautas…) vayan forjándole (fíjate que es a medida que lo externo le llega a la Particularidad, es como ésta se va amoldando, se va mezclando, se va aclimatando, y su manifestación, obvio, va produciendo lo mismo; conforme cambia la Particularidad, la manifestación también lo hace.) Por tanto, la Particularidad, desde que nace y mientras va creciendo y “formándose” produce un cambio en la misma; por consiguiente, en el cambio de la Particularidad, hay un cambio en su manifestación en lo externo. La Particularidad aprende de lo externo, y su manifestación (tras lo aprendido), posterior, desde lo interno a lo externo, va oscilando mientras se va aprendiendo más y más cuestiones. Una Particularidad va cambiando, mientras va aprendido, y consecuente, su manifestación en el mundo físico va en consecuencia de ese aprendizaje.
El total sumatorio de esas experiencias, aprendizajes, conocimientos, datos, conceptos adquiridos, ideas sembradas, forma lo que podemos denominar SISTEMAS DE CREENCIAS. Así, la Particularidad ha sido alimentada de sistemas de creencias, y posteriormente su manifestación en el mundo físico será debido a esos sistemas de creencias aprendidos. Si tu sistema de creencias es, por ejemplo, de una religión determinada, de una ideología política concreta e incluso de la defensa de los colores de un equipo de fútbol, pues una vez que todo esto es asimilado como propio por la Particularidad, la manifestación posterior, e incluso inmediata (de la Particularidad), será una manifestación de los sistemas de creencias aprendidos. Por tanto, si el sistema de creencias de una Particularidad es de la ideología política tipo “A”, la manifestación externa será acorde a esa ideología tipo ”A”.
El problemas de los sistemas de creencias, es que son absorbidos, en su mayoría, como algo de lo que no dudar, algo que debe defender, algo en que creer como sustento a su vida; por tanto, su realidad física se manifiesta acorde a esos sistemas de creencias.
Otro punto de los sistemas de creencias, es que no han sido escudriñados, no han sido verificados, comprobados, sino que se aprenden (se hacen de uno, se asimilan como verdades absolutas que no se han de quebrar) porque así se ha inculcado. Y es que el bebé, va a creer sin problemas (por lo general) lo que le digan sus seres queridos, confía en ellos. Incluso creerá a sus profesores y educadores porque así se lo han inculcado sus padres.
Los sistemas de creencia tienen otro punto a observar: normalmente en esta 3D se enseña qué pensar, no cómo pesar. También se le añade que una vez que se aprende en qué pensar, lo que no sea como se aprendió se le puede categorizar como de imposible, absurdo, ilógico. Cuando al final el sistema de creencias, del tipo que sea, se ha anclado, se cree desde ese sistema de creencias, se vive acorde al mismo, se le defiende incluso hasta al modo de dar la vida por esa creencia; y esa es la manifestación obvia en una realidad física, siendo la nuestra, por el momento, de 3D.
Pero el punto principal de un sistema de creencias es que no constituye una CERTEZA, algo con evidencias, comprobado, razonado, lógico, escrutado a la luz del entendimiento de la Singularidad, sino que es asimilado como un credo desde el que parte la Particularidad en sus manifestaciones en la realidad física. De esto hablé en “Ascensión a 5D? IX, sección 14 Adiestramiento y programación, así que aquí está también ampliado y puedes repasarlo.
Si la Particularidad absorbe los sistemas de creencias sin verificación, lo va a dar por lógico (se posee una lógica ilógica), lo va a dar como verdadero, y desde esos puntales se observará su manifestación. Por tanto, cuando los sistemas de creencias son sembrados con fuerte arraigo en la Particularidad, siendo la base de partida de sus manifestaciones una serie de creencias que no han sido verificadas, lo que vamos a observar es que el empoderamiento de la Singularidad ha sido quedado eclipsado por los sistema de creencias que son los que tienen el “poder” de una manifestación distinta (no desde la Singularidad), que es aprendida desde lo externo en lo físico; y evidentemente, lo que se aprecia es que la Particularidad ha saltado, o parte, desde el Ego semi-consciente y/o el inconsciente; entonces, se ha perdido el empoderamiento (desde la Singularidad), se ha sustituido por creencias sin verificar a las que se le da un valor supremo: la verdad, desde la que manifestarse.
Cuando la Particularidad aprende una serie de sistemas de creencias, sean del tipo que sean, sin verificación desde el entendimiento situado en la Singularidad, su poder de manifestación sólo se basa en ese sistema de creencias aprendido. La Particularidad, desde ese momento, se manifiesta desde creencias no verificadas. Y su “poder” de manifestación se basa en esas creencias, y en nada más; pero su poder no salta desde la Singularidad, sino desde la Particularidad adiestrada y adoctrinada (Ego semi-consciente y/o el inconsciente). El empoderamiento se ha esfumado, al menos mientras los sistemas de creencias sigan en vigor en la Particularidad. El poder de manifestación ya no es empoderamiento desde la Singularidad obrándolo mediante su Particularidad libre de una codificación adquirida, sino que es una reacción aprendida por la Particularidad (Ego semi-consciente y/o el inconsciente) en base a una acción recibida con anterioridad asimilada a modo de respuesta automática que ha de dar. La Particularidad se ha vuelto reactiva, impulsiva; no lógica y/o racional como lo es la Singularidad.

Una vez que los sistemas de creencias han sido adoptados como la “verdad” en la que basarse, de la que partir, desde la que responder, la Particularidad ofrecerá, siempre, una manifestación acorde a esos sistemas de creencias que son “verídicos”, o que se han absorbidos como tal. Esa Particularidad no está en empoderamiento, sino todo lo contrario, pues el “poder” de ese “empoderamiento” lo poseen agentes externos de los que ha aprendido sus sistemas de creencias, y en lo que cree y obedece a pies juntillas.
Las manifestaciones de una Particularidad de Ego semi-consciente y/o inconsciente, son fáciles de detectar pues el sumatorio de las creencias aprendidas, desde lo externo, le dice, directa o indirectamente, que lo externo es lo que posee valor, a lo que le ha de dar valor, credibilidad, pleitesía, culto, admiración, reverencia. Por tanto, las manifestaciones de una Particularidad de Ego semi-consciente y/o inconsciente siempre serán en el sentido de que algo externo a sí es lo que va a darle la solución, el rescate, una garantía… Una vez que esto es así, el empoderamiento quedó eclipsado por esa barrera de creencias; sistemas de creencias que siempre fuerza a creer en lo externo a sí, pues así lo aprendió y asimiló, y esto es lo que forja su realidad (3D o la D que sea); por tanto, no se puede esperar más que se refugie en lo externo que es donde depositó (sepultó) su empoderamiento al creer en todos los sistemas de creencias que le han adoctrinado en sentido de que lo externo es donde está el poder de la resolución de sus problemas, necesidades o circunstancias concretas, y que por sí, la Particularidad (desconectada de la Singularidad), ya no puede resolver o solventar, pues aprendió que no posee “poder”, sino que el “poder” estaba y está en lo externo. Es obvio, llegado aquí, que una vez que se recibe un mensaje, sea de donde venga, diciendo que algo externo es quien lo va a rescatar, salvar, asegurar, se aferra a ello queriendo creer (sistemas de creencias) que eso es lo que necesita; y si esto ocurre, es difícil sacar a una personas de esta creencia, incluso la defenderá con el medio que encuentre a su alcance.

Un sistema de creencias que no ha sido verificado por el entendimiento de la Singularidad, lleva a la Particularidad a manifestarse hacia lo externo sin empoderamiento, pues el empoderamiento ha quedado eclipsado por en el sistema de creencias que ha absorbido como verdadero. También puede decirse, que el empoderamiento de una Particularidad se manifiesta en lo externo, bien desde el empoderamiento de la Singularidad, o bien desde empoderamiento depositado en los sistemas de creencias. De igual manera puede expresarse diciendo que el “empoderamiento” de una manifestación (desconectada de la Singularidad) depende el sistema de creencias absorbido como real y verdadero. Si la creencia es que los ET te van a salvar, le das el empoderamiento (poder) a esa creencia externa absorbida como propia; y esperas a ser rescatado, dando por hecho, que por ti mismo no puedes hacer nada, mucho menos rescatarte. Por tanto, te pasas la vida esperando que lleguen los ETs a recatarte. O ante el primer aviso de un contacto ET le das todo el valor (poder) pese a que no se den pruebas, y sólo te limitas a creer en eso pues así lo aprendiste. ¿Dónde está entonces tu empoderamiento y tu manifestación? Sencillo, el empoderamiento se lo has dado a la creencia de que los ETs te han de salvar, tu poder (empoderamiento) está en que aparezca un OVNI; el empoderamiento ya no está en ti, sino en algo externo que puede o no suceder. Y tu manifestación es por un lado (1), que todo lo que no sea eso, no es verdadero. (2), defenderás esta creencia a ultranza. (3), estarás a la espera de noticias en ese sentido. (4), reclamaras, probablemente desde el victimismo, que seas rescatado. Y (5), no observarás una idea que no sea la misma que la de la creencia aprendida, la discutirás y te opondrás a lo que no es en el sentido de tu creencia aprendida.

Llegados aquí, la pegunta que puedo esperar, muy posiblemente, es la siguiente: vale, digamos, Deéelij (listillo de las narices), que has demostrado que los sistemas de creencias eclipsan el empoderamiento, la cuestión o el punto es ¿cómo recuperar el empoderamiento eclipsado por los sistemas de creencias, o, incluso, cómo liberarse de los sistemas de creencias que nos impiden manifestarnos como queremos debido a la entrega fácil del empoderamiento que se ha realizado a esos sistemas de creencias y, por tanto, en y a lo externo?
Quizá estas cuestiones puedan ser el resumen de lo que podría serme preguntado. La respuesta puede parecer simple; no obstante quiero ofrecer una respuesta fácil de aplicar. La respuesta es:
  • Examina en qué crees que te está limitando en cualquier ámbito de tu vida.
  • Examina cualquier creencia que no puedas argumentar, defender con razones potenciadas en evidencias en pruebas.
  • Examina si crees en algo pero no posees la certeza de que ese algo es cierto, comprobable, verificable.
  • Examina las creencias y comprueba si sólo crees en ellas porque así te lo inculcaron y no más.
  • Examina si una creencia, o las que sean ,sólo se basan en lo externo y no en lo interno de ti.
  • Examina si las creencias no te llevan a esperar algo de lo externo, a depender de lo externo, a darle valor a lo externo por encima de todo.
  • Examina si una creencia te empodera o des-empodera dando el poder a algo en lo que debiste creer y sigues creyendo en base a algo externo.
Obtén certezas. Básate en lo que puedas probar, comprobar, demostrar, validar, verificar. Por ello, siempre he dicho que no has de CREERME, ¿entendido?
Pongamos un ejemplo: ¿Por qué votas a un partido concreto? ¿Por qué te hicieron creer que eso es lo que se ha de hacer? ¿Si es así, observas que es una creencia absorbida y has de cumplirla entregando tu poder en manos de una ideología que es la que ha de solucionarte tus problemas? Incluso, ¿por qué sigues votando, ¿acaso crees que al votar a algo externo, ese algo externo te va a solucionar tus problemas? He llegado a escuchar lo siguiente, como argumento defensivo de su creencia de que lo antes expresado con preguntas: “es que alguien nos tiene que gobernar, ¿no?” Mi respuesta a ese argumento fue: ¿Por qué no aprendes a gobernarte a ti mismo, por ti mismo? O dicho de otra forma: ¿por qué entregar tu poder a otros para que soluciones tus cosas, en vez de usar tu poder para solucionar tus cosas?
Este ejemplo, en la creencia política, lo puedes extender a cualquier otra creencia que en definitiva es un sistema de creencias ideológico, adiestrado.
Nos han dicho tantas cosas y nos las hemos creído…. Ufff, es tremendo el montón de cosas que nos hemos creído porque alguien que para nosotros tiene valor nos lo dice. ¿No te das cuenta que en anuncios de alimentos, ponen a un deportista carismático para los demás, que defiende tal producto? A ver si ese deportista o figura carismática no apareciera en el anuncio ¿creerías en el producto que se ofrece?

En esencia, la Singularidad tiende al Amor, a la bondad, a la confianza, y ello lo deposita en su Particularidad cuando encarna; el “problema” llega cuando la Particularidad en el uso (lo subrayado antes), desde que nace, desplegando lo que parte de la Singularidad, confía en lo que le van inculcando (sistemas de creencias), y esa confianza dada a lo externo (padres, educadores…) se transforma en credulidad absoluta tendente a la dependencia de lo externo, y llega al punto en que se des-empodera de Sí (Singularidad) depositando el poder en lo que ha aprendido a creer. Luego, su manifestación no parte con todo el entendimiento, voluntad y libertad desde la Singularidad mediante la Particularidad en acción, sino que se manifiesta desde una Particularidad que se basa en lo aprendido, en los sistemas de creencias. ¿Dónde está, entonces, la manifestación empoderada de la Singularidad mediante su Particularidad en el mundo físico? Sencillamente no está, es sólo una manifestación de aquello en lo que aprendió a creer.

4.- Empoderamiento desde la aceptación rompiendo la dualidad.

En la parte VIII de “¡Ascensión a 5D?” sección 12 y siguientes, ya hablé de la aceptación. Así que puede ayudar a repasar esto para mejor uso lo que aquí se va a tratar.
El Alma (Singularidad) siempre parte y se basa en la aceptación de que todo lo que existe es tal y como es, no como le gustaría que fuera. El aceptar algo no quiere decir que ese algo, ya aceptado, sea compartido o defendido. La aceptación aplicada desde la Singularidad implica que todo es como es, así de claro, sin más añadidos. Por tanto, cuando la Singularidad se expresa mediante su Particularidad de Ego consciente, su manifestación es que acepta cualquier cosa tal y como es, lo que implica que no lo juzga, no lo critica, no lo califica, no lo compara y no entra en enfrentamiento con lo que ya es como es.
La aceptación es una gran ventaja, pero puede constituir una desventaja. Cuando el bebé empieza a aprender cosas (sistemas de creencias) al obrar desde su Singularidad mediante la Particularidad consciente, recibe lo que recibe mediante la aceptación. Sencillamente acepta lo que sus padres, educadores, sociedad… va transmitiéndole. Esto es una ventaja pues se obra desde la Particularidad conectada a la Singularidad, pero los datos que llegan al bebé son aceptados como tales, sin discusión alguna, y aquí está la desventaja; pues eso va a ir entrelazando todo el sistema de creencias anteriormente tratado en la sección 3. Y llega al punto, ya visto, que la Particularidad, ya desconectada de tanto aceptar y dar por válidos los sistemas de creencias absorbidos, sólo se manifiesta desde una aceptación (admisión aceptada) de sistemas de creencias asimilado como lo verdadero, lo único. Claro queda, que la Particularidad, habiendo usado la aceptación en múltiples sistemas de creencias, y basándose en los mismos, sin darse cuenta, se ha desconectado de la Singularidad, colocando su empoderamiento, en los sistemas de creencias ya anclados, obvio que la manifestación posterior de la Particularidad se basará en los sistemas de creencias aceptados como tales.
La aceptación, la bondad, la confianza y el Amor que la Singularidad despliega en toda Particularidad al encarnar, en concreto en una 3D, puede constituir una desventaja. Lo es dado que el bebé confía plenamente en lo que le llega porque desde quienes les llega no duda, no los juzga, sólo se dedica a creerles dando por válido toda esa fuente de datos (información, conocimientos, formas de vestir, de comer, de relacionarse, formas de ideologías…) y concluye, en su Particularidad, ya forjada con esos sistemas de creencias, en que esa es la base desde la que seguir manifestándose en esta realidad de 3D, al modo en que se aprende en 3D. Evidentemente, esa Particularidad va a seguir manifestando una 3D pues es lo aprendido, y así lo aceptó.
Hasta aquí la gran desventaja que supone la aplicación de la aceptación desde el nacimiento. Si la Particularidad aprendió desde la aceptación, de igual modo, y desde la aceptación, se puede desaprender todo ese sistemas de creencias que constituyen, por el momento, la base de manifestación en 3D para transformarla en una base de manifestación de 5D en 3D mientras que físicamente se esté en una 3D, pues se puede estar con manifestación de 5D sin más interferencias del modo aprendido desde la 3D.

Me imagino que podría escuchar, ahora, eso de dinos (Deéelij de las narices) cómo desaprender los sistemas de creencias desde la aceptación; muéstranos cómo convertir en una ventaja el uso de la aceptación. Y añado a lo que se podría escuchar que me preguntas: si empiezas a usar la aceptación, empiezas a conectar tu Particularidad a la Singularidad y retomas el empoderamiento de manifestación sin afectación de lo aprendido al modo de 3D. ¿Qué has dicho Deéelij? Lee de nuevo, y cuando lo comprendas, sigue leyendo lo que sigue.

Empecemos a desaprender los sistemas de creencias que mantienen a la Particularidad a modo semi-consciente y/o inconsciente manifestando sistemas de creencias al modo 3D.
Cuando se aceptaron los sistemas de creencias de 3D, siempre, tras cual sea el sistema de creencias que fuera el que se recibió, estaba el sello de que esa creencias es buena o mala, correcta o incorrecta, imposible o no; SIEMPRE. Examina, pues, si aquello en lo que crees es porque es bueno y no malo, es correcto y no correcto; e incluso, que en lo que no crees es porque es malo y no bueno, es incorrecto y no correcto (posible o no; imposible o no). Lo que le da veracidad a un sistema de creencias es que es bueno o malo, correcto o incorrecto, posible o imposible.

Lo que sella dándole verdad a un sistema de creencias es sólo el sistema de dualidad de poner una cosa a un lado y otra al otro como opuestos que se han de enfrentar, luchar o defender. Y la dualidad es que algo es bueno o malo, correcto o incorrecto, posible o imposible; y que no hay más opciones que las expuesta, o a un lado o a otro. Políticamente es visible: o eres de derecha, o eres de izquierda.
Evidentemente, si examinas el sistemas de creencias que posees que se sustentan en que es bueno o malo, correcto o incorrecto, posible e imposible, te empiezas a dar cuenta (usando el entendimiento desde la Singularidad, despertando a la Particularidad) qué manifestaba tu Particularidad desde esa bipolaridad socio-educacional de la dualidad. Por tanto, todo sistema de creencia que te lleve al enfrentamiento, a establecer diferencias, a la desunión, al antagonismo, a la pelea, a la discusión, a la expresión (manifestación) de sensaciones negativas, al malestar continuado… puedes empezar a aceptar que sólo son eso: sistemas de creencias, y, tras la aceptación de ello, llega que ya no quieres seguir operando desde los mismos al darte cuenta que son creencias aprendidas que te llevan a esas situaciones antes expresadas donde sólo existe dos bandos que se juzgan, se critican y se pelean.
Puedes empezar por aceptar que cada cual puede creer lo que sea que crea, e incluso que se manifieste desde esas creencias, pero que al aceptar eso que es como es, ya no lo juzgas, no lo criticas ni has de pelearte por defenderlos o acabar con ellos. Si aceptas que todo lo que existe, en sus manifestaciones, sean cuales fueran, sean o puedan ser, son como son y no como a ti te gustaría que hubieran sido, sean o puedan ser, te sales de los sistemas de creencias que llevan a la dualidad, a establecer diferencias, categorías, desigualdades, inferioridades, desvalorizaciones, desprecios, rechazos, exclusiones.

El uso de la aceptación te lleva a la no comparativa de nada, pues cada cual, y cada cosa, es como es. Así que no hay que comparar con juicios y críticas nada de nada ni a nadie. Distinto es hacer un análisis sobre la economía del siglo XX con la del siglo XXI, en esto hay una comparativa, pero no es una comparativa que pretenda establecer disminuciones, desvalorización, rechazo, categorías, desigualdades… Sólo pretende, mediante el uso de esa comparativa, analizar algo para concluir en algo, sin más. La no aceptación implica una comparativa con juicios, críticas, luchas, enfrentamientos, desvalorizaciones, desprecios, rechazos, exclusiones. Realmente, cuando acepto que todo es como es, se abandona la competición contra los demás, y surge la cooperación con los demás. Pasamos de la exclusión a la inclusión. Pasamos del rechazo al abrazo.

Aquí quiero remitirme a lo expuesto de romper la dualidad expuesto en “Swarúu & Cía,” II Parte, en los apartados de DUALIDAD 1 (Clasificación), y DUALIDAD 2 (Ideologías), así no repito más estas cuestiones ya expresadas, y que quizá, puedan sonar mejor ahora que lo unimos al tema de la aceptación en este punto. Si se repasa se comprende mejor lo que sigue.

Sigamos ahondando más en la ventaja de aplicar aceptación desde ya para recuperar el empoderamiento que surge desde la Particularidad al ir reconectándose con su Singularidad, y cómo de esa manera se empieza a manifestar en uno una 5D pese a estar en una 3D física, aún.

Si realmente aplicas aceptación a todo, puedes entender (desde la Singularidad) que cada Alma encarnada tiene su propio diseño de vida (manifestación), aunque no se le pueda comprender, pero sí entender que esa Alma decidió manifestarse como se manifiesta, ya sea desde su Particularidad consciente, semi-consciente y/o inconsciente. Por tanto, ¿por qué tenemos que juzgar a las demás Almas encarnadas que manifiestan distintas cuestiones dado que no han de ser observadas como buenas o malas, correctas o incorrectas sus manifestaciones, sino que su manifestación es una decisión tomada antes de encarnar?
Si dejo de calificar (bueno, malo, correcto, incorrecto, posible, imposible) a los demás, salto y destrozo los sistemas de creencias aprendidos, y he desaprendido (y aprendido al instante) el absurdo sentido de aplicar calificaciones y comparativas a los demás; de esta forma los viejos sistemas de creencias de aplicar, a todo, la dualidad de lo bueno, malo, correcto e incorrecto, posible o imposible, pues salta por los aires, y si antes, al partir de esa dualidad manifestabas que algo es bueno o malo, correcto o incorrecto, posible e imposible, ahora, tras la aceptación, la manifestación que surge lo hace en un tono de emoción positiva como mínimo de tranquilidad, al entender que nada es juzgable, que no hay que ir en contra de nadie ni de nada, ni siquiera hay que ir a romper la matrix de 3D, que, también, es lo que se aprendió de alguna manera. Cuando de verdad se acepta, aparece un nuevo aprendizaje y se entiende que la manifestación anterior (basada en sistemas de creencias) era el modo reactivo y juzgable al estilo de 3D, y en ese instante empiezas a manifestar en ti un estilo de manifestación de 5D donde no hay nada juzgable y todo es aceptable; desaparecen los opuestos, se integra todo, se une todo, se incluye todo, pues si no se incluye todo, existe alguna exclusión que es propio de la dualidad de 3D. El estilo de manifestación de 3D (de no aceptación) es fácilmente reconocible: todo se juzga, todo se clasifica, todo se compara despectivamente, todo se desvalora, todo se desprecia y todo se rechaza si no es igual al sistema de creencias en el que se aprendió, se aceptó y se aprendió al estilo de 3D. Cuando, tras la aceptación total de que todo es como es, los sistemas de creencias capitulan, resurge con todo su poder el empoderamiento desde la Singularidad que va a obrar con una Particularidad consciente de que todo es como es; luego, o al instante, la manifestación es de 5D en Uno.

El próximo jueves hay más.


Nota: si alguien quiere en PDF los dos seriales anteriores que ya se han publicado en este Blog (año 2018), más lo aquí expuesto, sólo has de solicitarlo en mi correo, y luego, si te apetece, y consideras que esto es útil, puedes mandarlo a quien quieras: deeelij@gmail.com

Nota 2: Si quieres en formato PDF mi libro “Alas sin plumas” también lo puedes solicitar en el mismo mail.
========================================================================

12/12/18

Emilio Carrillo en Sevilla (jueves 13 de diciembre, 18:30h): “La Acción Correcta: práctica del Amor y la Sabiduría-Compasión”


13 DE DICIEMBRE, jueves, 18:30 horas, SEVILLA

Charla y coloquio de Emilio Carrillo:
“La Acción Correcta: práctica del Amor y la Sabiduría-Compasión”


Sinopsis: La charla-coloquio abordará los contenidos teóricos y prácticos de lo que antiguas tradiciones espirituales denominaron la Triada Perfecta: "Confianza - Aceptación - No Juicio". Y con base en ella, profundizará en la Acción Correcta -así la llamó Buda- que corresponde acometer en la vida diaria personal, familiar y social para que esta, nuestra vida, salga de la dinámica de sufrimiento y alienación y discurra en armonía, alegría, consciencia, Amor y Sabiduría-Compasión.


Salón de Actos de la Escuela Politécnica Superior de la Universidad de Sevilla (C/ Virgen de África 7, junto a Avda. República Argentina -Metro: Parque de los Príncipes-)

Aportación: 5 euros. Esta cantidad se podrá abonar:
+En “El Rincón de Kiko” (C/ San José 21-23, Pasaje)
+A la entrada de la charla-coloquio.
Si desea reservar de plaza: rincondekiko@gmail.com, indicando nombre y dos apellidos
Ante cualquier duda o para mayor información, escribir a dicho correo electrónico

===============================================

Haced en silencio


Y así habló:

—En cierto lugar había un pueblo y en él habitaban dos hombres. Y uno tenía fama de santidad porque todas las horas del día y de la noche no pasaban sin que fuera al templo, e inclinándose una y mil veces, rezaba muchas oraciones y plegarias. Cuando llegaban las grandes solemnidades, él era el primero en entrar al templo, con su mejor traje, y el último en salir.
»Y de todo lo que tenía daba, a lo más, un diezmo, para acallar su conciencia y presentar bella fachada.
»Y había otro hombre que no tenía fama de santidad porque no pisaba el templo, ni iba a las grandes solemnidades. Y todos lo miraban con malos ojos y decían: ¿Acaso este no cree en Dios?». Y levantaban una y otra vez blasfemias contra él y su casa.
»Mas os diré algo que nunca él dijo: todos los días, cuando amanecía sobre el pueblo, ya estaba él andando por sus calles para, en su silencio, buscar necesidad. Y cuando andaba por ellas iba rezando en su corazón por todos sus hermanos del pueblo, para que tuviesen fuerzas y trascendieran los problemas que les trajera el día. Y en el silencio del anonimato hacía llegar la caridad a aquellos que la necesitaban. Y también en el silencio ayudaba con sus palabras a aquellos que se las pedían.
»Y aún después iba a su trabajo y se decía: «Echaré varias horas más y con su dinero socorreré a más hermanos. Y los días de fiesta iré a los pueblos que rodean a este pueblo para calmar la necesidad en ellos». Y en silencio así lo hacía.

Y Abul Beka dijo:

—En verdad os digo que éste último no necesita ir al templo porque el templo es «él mismo».
»Mas el primero, ¡cuántas veces tendrá que andar el camino de su casa hasta el templo para aliviar los remordimientos y las intranquilidades de su conciencia!

======================================================
Autor: Cayetano Arroyo
Fuente: Diálogos con Abul Beka (Editorial Sirio)
Nota: En homenaje a la memoria de Cayetano Arroyo y Vicente Pérez Moreno,
un texto extraído de los Diálogos de Abul Beka se publica en este blog todos los
miércoles desde el 4 de octubre de 2017.
======================================================

11/12/18

Emilio Carrilllo en Ourense y Vigo: 14 y 15 de diciembre de 2018



14 DE DICIEMBRE, viernes, 18:30 horas, OURENSE

Conferencia de Emilio Carrillo:
“La Acción Correcta: práctica del Amor y la Sabiduría-Compasión”

Liceo de Ourense (C/ Valentín Lamas Carvajal, 5)

Aportación: 5 euros (Aforo: 250 plazas). Para más información: franlosadaprado@gmail.com / 698 144 868



15 DE DICIEMBRE, sábado, 18:00 horas, VIGO

Conferencia de Emilio Carrillo:
“Guía básica para nuestra transformación interna y crecimiento personal”

Hotel Los Galeones (Avenida Madrid, 21)

Aportación: 5 euros (Aforo: 200 plazas). Para más información: ayinconsciencia@gmail.com 

===============================================

Hablemos del suicido


En España hay cada año cerca de 4.000 fallecidos por suicido y casi 8.000 tentativas tan graves que requieren la hospitalización de los afectados. Esto representa el doble de víctimas mortales de las provocadas por accidente de tráfico; y 65 veces más que por violencia de género. Y eso que la tasa de suicidios en España, 8,7 por cada 100.000 habitantes, es inferior a la europea, 11,4 según las últimas cifras; y esta menor que la tasa mundial, que supera el 12,0.

Lo que llama la atención en el caso español es que la tasa de muertes por suicidio se resiste a descender -alrededor del 0,1% de las muertes anuales totales-, mientras que por otras causas, desde el cáncer a las drogas o el tráfico, se han conseguido importantes avances.

Los casos de suicidios están íntimamente ligados con problemas de salud mental -depresión, psicosis, adicciones, trastorno límite de personalidad- y acoso escolar.

Por tramos de edad, la cuarta parte, aproximadamente, de las muertes por suicidio se producen entre personas mayores de 70 años, pero afectan también a menores de 30 años: una de cada 13 suicidas. Y con datos de 2015, el catálogo de motivos de ingreso en hospitales del sistema sanitario registró 273 altas de menores de 15 años después de un intento de quitarse la vida.

El suicidio es un tema que ha vivido en el ostracismo. La razón hay que buscarla en parte en el miedo de los medios de comunicación y otras instituciones de provocar un efecto contagio: que informar sobre un suicidio provoque otro. La propia Organización Mundial de la Salud advierte sobre este peligro. Pero los expertos y afectados lo tienen claro: no se trata de no dar las noticias sobre suicidios, sino de darlas bien. Y eso tiene un principio básico: no ahondar en los detalles personales y, sobre todo, no comunicar el método empleado. Se trata de abordarlo con cautelas, pero sin miedo, tal se como lleva años haciéndose con las muertes por violencia de género.

Parte del auge del movimiento por una información responsable sobre el suicidio la tienen los llamados supervivientes, que han sobrevivido una tentativa de suicidio. Y junto a ellos, los familiares (sobre todo padres y madres) de los que se han quitado la vida.

======================================================
Fuente:
======================================================