5/1/16

El arte de quedar mal


Intenté –adrede- quedar mal.
Me des-apegué de los juicios de los demás sobre mí.
¡Qué liberación!

Entonces… paradójicamente, todo empezó a estar bien.
La vida se equilibró.
Con cero pretensiones y mucha autenticidad.

Ya no seré lo que tú quieres que sea,
Pero seré yo.

Al no necesitar tu aprobación,
Soy más libre, sólo a mí debo dar cuentas.

Lo único que me debo es ser auténtico,
Aunque esto moleste a los que no lo son.

Concordar conmigo solo ya.
Y al concordar conmigo, contigo también concuerdo.

====================================
Autora: María Ferrer (mariafconciencia2@gmail.com)
====================================

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.