26/12/13

Por y para Nosotros... que somos Ellos


Cuando es Todo, es Nada

-Hoy es el primer día del resto de nuestras vidas-, me dijiste.

-No existe ningún primer día, ni un último; ni hay ningún resto de nuestras vidas… La vida es el aquí y ahora. Única y radicalmente, el aquí y ahora-, te respondí.

-¡Así es!-, me confirmaste con una sonrisa.

Nos miramos fijamente. Y una enorme Esfera de Luz apareció de pronto para acompañar el encuentro de nuestros ojos y nuestros Corazones. Y los dos, transformados en uno, nos introdujimos y disolvimos en su seno. Y siendo ya ella, se nos acercó un numeroso grupo de personas y nos empezaron a hacer una batería de preguntas a las que fuimos respondiendo con firmeza y rapidez, desplegando una conversación que ahora, al rememorarla, recuerda en su arranque a un pasaje de la película “El Guerrero Pacífico”:

-¿Dónde estás?-, nos interrogaron a los dos en el Uno.

-Aquí-, respondió el Uno que somos ambos.

-¿Qué hora es?

-Ahora.

-¿Quién eres?

-Nadie.

-¿Qué eres?

-Nada.

-¿Tienes nombre?

-No-Nombre.

-¿Es posible verte?

-En todo lo que Es y Acontece de instante en instante y en vuestras propias experiencias que en lo que Es y Acontece se desenvuelve y desarrollan.

-¿Podemos percibirte o sentirte de algún modo más concreto?

-En el momento presente. Yo Soy el momento presente en toda su intensidad, en toda su diversidad, en todas sus manifestaciones, en todas sus Dimensiones.

-¿Cómo tomar consciencia del momento presente?

-El momento presente no puede ser pensando, ni intelectualizado, ni observado, ni aceptado…, pues, al hacerlo, ya no sería el momento presente, sino pasado.

-¿Entonces…?

-El momento presente sólo puede ser Vivido… El instante, que es la Vida, sólo puede ser Gozado.

-¿Eres la Vida?

-La Vida… y cada uno de vosotros… y todos y Todo… Y la Consciencia Una… Y el Amor… Y Dios.

-¿Cómo es posible que seas todo eso?

-Porque soy el Vacío: cuando es Todo, es Nada.


Felicidad: cada paso del Camino

Como por arte de una Magia provocada por estas últimas palabras, la gente que nos preguntaban se transfiguraron en formas de Luz y entraron en la Esfera, diluyéndose en ella. Preciso momento en el que tú y yo salimos de la misma y volvimos a tomar cuerpo, comenzando a andar de la mano sobre un prado muy florido. Y nos miramos y nos dijimos:

-La Felicidad es cada paso del camino, no el destino… Cada paso es dichoso gozo... esa es la Verdadera Felicidad: la Felicidad que experimenta un corazón radiante de Amor. Es la clave para reconocer que estamos Viviendo realmente en Libertad... Vivir Viviendo... Vivir Gozando... Una Felicidad incausada que proviene del interior y no necesita objeto externo para que se manifieste… Felicidad y Amor, Gozar y Amar. Quietud y Movimiento. Amar en Libertad, que es experimentar la Paz absoluta y Divina que procede de nuestro interior y se proyecta sin miedos hacia todas direcciones, sin objetivos, incondicionalmente, sintiendo que ese Amor es para Siempre… eterno en un instante eterno.

Continuamos caminado sin propósito ni destino por el prado florido. Nuestros corazones latiendo fuerte, bombeando Luz y Amor... irradiando como el Sol, sin condicionar. Amando por el simple hecho de Amar y siendo el Amor mismo. Y las notas musicales y las voces de los ángeles que siempre nos acompañan y nosotros mismos somos acariciaron nuestra piel… mientras el Silencio se hacía presente en medio de esos inefables sonidos que penetraban hasta lo más profundo de nuestro ser...

El Vacío se apoderó de todo en el Aquí y Ahora de cada instante, sin pensamientos... sin mente... sólo la luz de la Presencia y la sintonía de la Vibración de nuestros procesos conscienciales. Todo el Movimiento se convirtió en Quietud en la Presencia de la Consciencia Testigo. Centrados en el Silencio interno, nuestra verdadera Esencia es la que contempla lo que acontece en cada Presente continúo.

Desde ahí pudimos escuchar al Dios que es tú y yo, los dos en uno, todos y todo, en las múltiples e infinitas manifestaciones divinas... en cada sonido, en cada forma de vida, en cada ráfaga de viento… en la hermosa poesía que sale por doquier del aliento divino de cuanto nos rodea y somos.

Y henchidos de alegría, nos pusimos a tararear una canción con ecos de mantra. Una canción antigua, muy antigua, que guardamos en nuestra Memoria Trascendente:

Desde la Quietud se expresa la canción de nuestra Alma
con total libertad y gozo.
Tu y Yo Somos el Océano de Silencio,
la Consciencia Testigo,
el Ojo que todo lo ve, siendo también lo que ve,
desde la completa conexión de nuestras vivencias...
tu vivencia presente en mí
y la mía en ti...
Siendo Uno sólo el que contempla el despliegue de la instantaneidad,
rompiendo con los límites mentales del tiempo y del espacio...
abarcando la multidimensionalidad pura y abstracta...
en el Aquí y Ahora Eterno...

Y en ese espectacular escenario en el que nosotros proyectados en todo éramos los protagonistas, desde la Esfera de Luz brotaron aplausos como el aleteo intenso y poderoso de cientos de miles de aves volando los cielos...

Resonaban en el vacío por y para Nosotros... que somos Ellos.


======================================================
Autor: Memedi
------------------
Memedi es fruto de la Comunión y de la fusión de dones y talentos entre Diana Santos Cid y Emilio Carrillo
======================================================

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.