18/3/12

Nacer es “no-hacer”; Vivir es Vivir (“no-hacer”): Regreso al Paraíso

La Humanidad ha creído hasta el momento presente que se nace para hacer y que “nacer” es sinónimo de “hacer”. Es un paradigma culturalmente muy arraigado el considerar que venimos y estamos aquí, en esta vida y en este mundo, para hacer cosas: lograr metas, alcanzar objetivos, producir, construir lo que sea,… Y en ese hacer -ligado inevitablemente a trabajos, empeños, esfuerzos, programaciones y controles- se busca la “realización” personal (cada cual según su “yo y sus circunstancias”), el sentido de la vida y hasta un sueño de porvenir colectivo en el marco de la denominada civilización.

Pero, Aquí y Ahora, la Humanidad vive de manera natural un Tiempo de Evolución. Así ya lo están sintiendo y experienciando en primera persona numerosos seres humanos. Por nuestra propia decisión consciente -desde nuestro Cambio Interior- y en un contexto de cambio de ciclo que también es cosmogónico, el viejo mundo ha empezado a derrumbarse y su Matriz a desconfigurarse. Y la dinámica de disolución de sus caducos paradigmas, como el citado de que se nace para hacer, es ya irreversible. En su lugar, emana de manera acelerada un Nuevo Mundo y una Nueva Humanidad que enraizarán en la Madre Tierra cual bella y fructífera cristalización del proceso de evolución en marcha.

Precisamente, una de las claves fundamentales para la plasmación efectiva de la reiterada evolución se halla en el discernimiento y la interiorización de que no se nace para hacer, sino para “no hacer”. De hecho, “nacer” es “no-hacer” (nacer=nohacer). Lo que puede ser expresado de otra forma igualmente hermosa y contundente: se nace para Vivir y Vivir, es sencillamente, eso, Vivir, no-hacer.

Esta afirmación resultará todavía inaceptable para muchas personas, pues choca frontalmente con uno de los ejes centrales del arcaico sistema de creencias de un viejo mundo que viene enseñando y educando en la tradición y el convencimiento de que Vivir significa ineludiblemente hacer. Por milenios, la gente ha vivido en esa idea, que ha sido fraguada desde la mente y que se trata, por lo mismo, de una mera creación mental. Prisionera de ella, el ser humano lleva siglos empeñando su vida y su “civilización” en hacer cosas y hasta hacerse “a-sí-mismo”.

La Creación es Perfecta

Pero la creencia de que se nace para hacer sólo es verdad en la medida que mentalmente pensemos que lo es. Y, desde luego, no es Real. ¿Por qué?. Pues porque la Creación es Perfecta y cada uno de nosotros, el mundo y cuanto nos rodea es, igualmente, Perfecto. Ante lo cual, pensar que se nace para hacer significa asumir, consciente o inconscientemente, que la Creación se halla incompleta y que precisa para culminarse de la obra humana; o que nosotros (el género humano, el planeta,…) estamos “mal” o insuficientemente hechos y se requiere nuestra propia acción para paliar los errores y las carencias de la Creación.

Esta percepción ha ido en paralelo, no podía de ser otro modo, al creciente predominio de una visión de la vida y de la muerte cada vez más materialista, egocéntrica y soberbia y radicalmente ajena a nuestra esencia espiritual y divinal. Tan ajena, que hemos creído que el mundo (la Tierra, la Naturaleza, nosotros mismos,…) está mal hecho y se necesita que hagamos cosas para adaptarlo y acomodarlo a lo que nuestra vida demanda. Es decir, la Humanidad, en su deriva egóica, ha llegado a pensar (otra creación mental) que Dios no existe o que, si existe, está separado y fuera de nosotros y es tan chapucero y torpón como para que su Creación haya de ser reajustada y modificada por la mano humana.

Sin embargo, lo Real es muy distinto: la Creación es Perfecta y no precisa de ninguna fe de erratas ni de ninguna corrección de errores. Todo es divino y todo se halla exacta y maravillosamente hecho –aquí, en la globalidad del Cosmos y en todas las Dimensiones, sin excepción- para que fluya el Amor y la Vida y para que la Felicidad sea el Estado Natural de cuanto vive y existe.

Hacer: la decisión de ser (yo soy)

Si el ser humano no se percata de esto es por su empeño de ser “yo soy”, en vez de “Yo Soy”, en el sentido recogido en recientes entradas de este Blog (ver, por ejemplo, Cuando no decido, cuando incluso no decido ser, publicada el pasado 9 de marzo); por su obsesión en pensar (creación mental) que debe y tiene que hacer cosas y que vivir se plasma en ese hacer; en definitiva, por una monumental vanidad que es la fuente de las auto-agresiones referidas en la entrada del 15 de marzo titulada Auto-castigos y auto-lesiones: ¡sólo vanidad!.

Antes de nacer (encarnar en el plano humano) nuestra dimensión espiritual es plenamente consciente que “Dios es yo y que yo soy Dios (Yo Soy) cuando ceso de ser yo (yo soy)”. Igualmente, conoce bien que el mundo (el Universo, el planeta, la Naturaleza, la Humanidad, cada cuerpo físico,…) es obra de Dios y, por tanto, una obra nuestra (del Dios que Somos y Todo Es) de absoluta Perfección. Y sabe que la encarnación (nacer) en esta Dimensión y plano no tiene otra meta o finalidad que la Vida misma (Vivir), esto es, experienciar el Yo Soy que Somos en un escenario (nuestra “casa” y “hogar” en Tercera Dimensión) divinamente configurado y, por tanto, amoroso, acogedor y perfecto, una espléndida manifestación de nuestra propia divinidad. La metáfora del Paraíso Terrenal es fiel reflejo de lo anterior y describe atinadamente el marco de felicidad, alegría, belleza, libertad y armonía para el que la Vida toda -y, desde luego, la vida humana- está diseñada y generada.

Sin embargo, el ser humano, en su proceso consciencial y en libre albedrío, optó hace tiempo por fragmentarse mental e ilusamente de la Unidad y Unicidad de Cuanto Es y, olvidando el Yo Soy que Es, decidió ser: yo soy. Y en esta decisión individual y colectiva radica la visión de que nacer es hacer y que vivir consiste en eso, en hacer; la percepción de que estamos aquí para hacer cosas, en lugar de, simplemente, Vivir (Yo Soy).

Siguiendo con la aludida metáfora, esta decisión de ser (yo soy) es la que provoca la expulsión del Paraíso. Pero nadie y menos el Dios que Somos desahució a la Humanidad del Edén, sino que se trató de un auto-exilio en la medida que el deseo de experienciar el yo soy (esta es la manzana que figuradamente comen Eva y Adán: la decisión y el deseo de ser, yo soy) reclama y exige un mundo bien distinto al Paraíso. Un mundo cuya configuración permita y posibilite vivir tal experiencia. Y la Creación es tan Perfecta que eso lo hace factible y un mundo así es que el hemos generado cual Matriz Holográfica desde nuestra dinámica consciencial ficticiamente separa del Yo Soy. En él, nos esforzamos en hacer, nos empeñamos en “ganar el pan con el sudor de nuestra frente” (cuando la Creación es Providencia y Abundancia), acometemos bricolaje en reparaciones absurdas que sólo consiguen distorsionar una “casa” y un “hogar” que son Perfectos y terminamos concibiendo la existencia como un Valle de Lagrimas en el que estamos exiliados y condenados a unos trabajos forzados que sólo nosotros mismos hemos elegido hacer al decidir ser (yo soy).

Vivir para Vivir (Yo Soy)

Pero Aquí y Ahora, que no por casualidad coincide igualmente con un cambio de ciclo cosmogónico, un número creciente de seres humanos han iniciado el regreso al Paraíso y, consciencialmente, están dando por finalizada la experiencia del yo soy. Y en cuanto el yo soy se diluye, el Yo Soy fluye y se hace presente de modo natural y espontáneo. Y el Yo Soy, en su Sabiduría Innata y Divina, Vive, no hace; y es Perfectamente Consciente de que Vivir es Vivir, no hacer, y que completamente todo (la vida entera y la absoluta totalidad de sus componentes) está divinamente creado y hecho para Vivir sin otro requerimiento, premisa o condicionante que Vivir.

En el desenvolvimiento del momento presente (eso que la Humanidad todavía llama “futuro” debido a que continúa atada a otra curiosa creencia de perfil puramente mental: la de la existencia del tiempo), miles de millones de seres humanos van abandonar el deseo de ser (yo soy) y, desde su Cambio Interior y el despliegue del Yo Soy, provocarán la evolución del género humano hacia una Nueva Humanidad en la Nueva Tierra que el ser vivo Tierra, por su parte, también está ya configurando. Su cotidianeidad estará presidida por lo que ya algunas personas están practicando: Vivir para Vivir (no para hacer).

¿Qué es esto de Vivir para Vivir?. Tan acostumbrados estamos a vivir para hacer que hemos olvidado lo que es Vivir para Vivir. Pero no hay que pre-ocuparse: nuestro Corazón atesora ese conocimiento y lo vamos a redescubrir. Puede entenderse fácilmente subrayando que el Paraíso al que regresamos no se halla en ningún sitio concreto, sino en todo y, especialmente, en el interior de nosotros mismos. Y que para entrar en él, recuérdese de nuevo la metáfora, hay que estar ¡absolutamente desnudos!. Y estar desnudos es Vivir y no-hacer (ni siquiera colocarnos una hojita de parra): vaciamiento y desalojo interior de cualquier necesidad o requerimiento de “yo soy” y de lo que ello conlleva; confianza en la Providencia (que es nuestro propio ser divino y eterno); aceptación de todo y de todos sin estar en acuerdo o en desacuerdo con nadie ni con nada; fluir en el Aquí y Ahora con Libertad y Alegría, sin preocupaciones ni inquietudes y en Armonía con la Naturaleza; interiorización plena de la Perfección y de la Unidad y Unicidad de cuanto Existe y Es; Ser el Amor que Somos. ¡Vivir!: Yo Soy.

Nada hay que hacer, nada hay que decidir. Yo Soy Amor y Vida en el Aquí y Ahora y en la Unidad y Unicidad de una Naturaleza tan Viva como Divina donde todo, sin excepción, es Perfecto.

¡Deja de “hacer” y date la Gozada de Vivir para Vivir en el Aquí y Ahora de este Tiempo de Evolución!

-----------------------------------------------------------------------------------------

55 comentarios:

  1. La vida es Re-evolución...
    So Hum, señor guardián...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta noche, Soy, me diras de qué.
      Grandes besos y hasta dentro de un rato.
      ¡Qué te vaya bien la entrevista en el periódico!

      Eliminar
    2. En medio de todo olvidé decirte que la entrevista se ha dejado para cuando pase la Semana Santa... pero la tarde ha sido tan plena que no la cambio por nada.

      En cuanto al "me dirás de qué", pronto lo sabrás...

      So Hum...

      Eliminar
  2. Leí esta entrada anoche, poco antes de irme a dormir. Durante el sueño me he sentido como abrazada y acunada en todo momento por la fuerza y la ternura del Yo Soy. Y esta mañana, al despertarme, he notado con claridad que he iniciado el regreso al Paraíso.
    Muchas gracias, amado e.
    Rosana (Tenerife)

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!, soy consciente de que es imposible atender a cada uno, pero necesito un poco de ......"asesoramiento" Creo, siento y quiero Vivir en esta dirección ¿Hay algún grupo o persona en Barcelona a quien poder dirigirme? Muchas gracias. Emilia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, tocaya. Gracias por tu comentario.
      El 30 de junio estaré en Barcelona. Quizá podamos coindicir en la charla-coloquio cuyos datos te transcribo bajo estas líneas y donde también aparece el grupo que la organiza.
      Abrazos.
      -----------------

      +Sábado 30, 18:00-21:30h
      “Cambio Interior, Despertar Consciencial y Salto Dimensional"
      Hotel Medim City, C/ Nicaragua, 47 (junto a la Estación de Sants)
      Contacto: akokobarcelona@topmail.com (Akoko BCN Terapias y Talleres)

      Eliminar
  4. ¡Lo que hace hacer la inexperiencia! Soy novatísima en esto de "internet". Seguro que "conecto" con alguien en la oportunidad que tendré el 30 de Junio. Muchísimas gracias a la Providencia por haberme acercado esta información que nos ofreces Emilio. De corazón, un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Aunque no vengamos a hacer nada de lo que se entiende al uso, AGRADECER sí: ¡Siempre agradecer todo aquello y a aquellos que nos ayuden a despertar y tomar consciencia del Ser Divino que todos Somos.
    Por tanto, una vez más, Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes, R.C., toda la razón.
      Por tanto, Gracias.
      e

      Eliminar
  6. el YO SOY que es el amor del PADRE,integrara al yo soy su hijo de vuelta a casa ,con toda la ternura y compasion posible cuando se produzca dicho encuentro. Le ira marcando el camino a casa progresivamente para que el reencuentro culmine en una explosion de felicidad

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Brauilio, por compartir con nosotros esa visión del Retorno al Hogar.
      Abrazos.

      Eliminar
  7. http://timefortruth.es/general/entrevista-annie-marquier-2012-el-desafio/

    ResponderEliminar
  8. Hola Emilio,

    Es una verdadera dicha poder leer las actualizaciones periódicas de tu blog, las cuales están constituyendo, junto con la lectura de Un Curso de Milagros y las meditaciones diarias, entre otras muchas experiencias, estímulos externos constantes para inducir a que todo fluya en mi Yo-Soy. Muchos ya estamos notando cómo las sincronicidades son cada vez más repetidas y cómo bloqueos que antes tardaban mucho tiempo en desenlazarse, ahora se resuelven, en muchos casos, en un mismo día. En mi viaje hacia la nueva consciencia (la Única), surgen, sin embargo, ciertos sentimientos de preocupación por los procesos conscienciales de aquellas personas que, si bien, como consecuencia de algún tipo de llamada en algún momento muestran una ocasional voluntad de querer emprender el camino al descubrimiento de su Yo-Soy, terminan mostrando una especie de irremediable apego por la Tercera Dimensión y por las falsas creencias y falsos placeres materiales con los, que a modo de tentación, el ego intenta seducir para que ese tránsito sea más accidentado. Y ello aun cuando ya son más o menos conscientes de que ese sentimiento de inmutabilidad o irreflexión les termina generando sufrimientos.
    Mi eterna gratitud.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Carlos por tu comentario y por tus palabras.
      Y no te pre-ocupes por nada.
      Tampoco por esas personas a las que haces referencia. Acéptalas como son. Están en su proceso. Son nodos de la Consciencia Única en un determinado estado de evolución.
      Además, contémplalas a ellas y a lo que tú sientes como una proyección de ti mismo y de esa parte de ti que está también en evolución hacia la plasmación efectiva y plena del Yo Soy.
      Abrazos.

      Eliminar
  9. Muchas gracias a la persona que ha puesto el enlace, es interesantísimo lo que dice, y muy agradable oírselo decir a ella. Todo son tan buenas noticias...
    Con amor: María

    ResponderEliminar
  10. Y gracias a ti, María, por tus palabras.

    ResponderEliminar
  11. Gracias Emilio por este texto, la verdad es que resuena 100% en mi interior, se aparece en mi camino en un momento que mis pensamientos estan enfocados en vivir para vivir, yo no siento que haya venido aqui a hacer, si ya todo es perfecto. solo que durante mucho tiempo he estado viviendo el sueño de otros....

    ResponderEliminar
  12. Gracias a ti, Pepe.
    Y no te límites a pensarlo. De hecho, ni es necesario pensarlo. Simplemente, Vivir para Vivir.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  13. Hola Emilio:
    Gracias

    Ya es hora de despertar
    Así fue mi despertar:

    1º.-Abre tus ojos
    http://www.youtube.com/watch?v=6TDWZXIYvqs&feature=player_embedded

    2.- Crash Course
    http://www.rebelion.org/noticia.php?id=89844

    3º- Si es posible
    http://www.elblogalternativo.com/2011/08/30/video-sobre-un-mundo-donde-todo-es-gratis/#more-35906

    4º Otra forma de entender nuestro cuerpo
    http://www.youtube.com/watch?v=yfspmvMMMyY

    5º Otra forma de ver nuestro SER
    http://lacajadepandora.org/2011/11/07/emilio-carrillo-conferencia-lleida-09-10-2011/

    Comparte el tuyo.

    SOLO DESDE NUESTRO INTERIOR LLEGAREMOS A DESCUBRIR LO REALMENTE IMPORTANTE

    ResponderEliminar
  14. Muchisimas gracias por la relación de enlaces que generaron tu Despertar. Serán muy útiles a much@s.
    Abrazos.
    e

    ResponderEliminar
  15. Muchas gracias "Anonimo" por compartir esta información y los pasos que han llevado a tu "snap" (chasquidos de dedos como Emilio lo explicó) DESPERTAR.

    Me ha encantado.

    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Hola de nuevo Emilio,

    Quería hacerte unas preguntas que espero me puedas responder.

    ¿Cómo es nuestro guia espiritual o ángel de la guarda? ¿Es uno o son varios?
    ¿Qué misión tienen con nosotros? ¿Todas las personas tienen su guia o guias?
    ¿Podriamos contactar con ellos de alguna manera? ¿Podemos pedirles ayuda y/o asesoramiento? ¿Están siempre con nosotros?

    Bueno Emilio, perdona por la cantidad de preguntas pero es que tengo tantas dudas....:-)

    Pd:Si me puedes recomendar alguna lectura o libro pues también sería bien recibido.

    Muchisimas gracias por todo Emilio, un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Javier. Responder adecuadamente a tus preguntas requiría redactar un mini-libro. No obstante, como aproximación:
      Nuestro guia espiritual o ángel de la guarda puede ser uno o también varios, no hay reglas fijas. Y es (o son) nuestro propio ser, que es multidimensional, que nos apoya desde planos más sutiles de consciencia.
      ¿Qué misión tienen con nosotros?
      Ayudarnos a cumplir nuestro propósito de vida, es decir, la razón fundamental por la que vivimos esta experiencia física concreta encarnados como humanos.
      ¿Todas las personas tienen su guia o guias?
      Sí, por supuesto, pues todos somos multidimensionales. Cosa distinta es que lo perciban en mayor o menor medida.
      ¿Podriamos contactar con ellos de alguna manera?
      En silencio, respiración consciente y meditación.
      ¿Podemos pedirles ayuda y/o asesoramiento?
      Desde luego. Pero ojo, no te darán apoyo alguno para los temas materiales y de la cotidaneidad mundana. Al contrario, pueden instarte a que rompas moldes y mandes a freir gargaras cosas que para tu yo pequeñito y tu mente son muy importantes.
      ¿Están siempre con nosotros?
      Siempre, son unos pesados, ja, ja,ja
      ¿Algún libro?
      No te puedo sugerir ninguno, aunque seguro que en Internet lo encuentras. Y, sobre todo, te aconsejo que escuhes a tu Corazón.
      Abrazos y Bendiciones

      Eliminar
  17. Muchas gracias Emilio.

    Comprendo perfectamente que para esta cuestión haria falta un libro para explicarlas en profundidad, pero con las respuestas que me has dado te puedo asegurar que me has ayudado mucho y me estimula a aprender más del tema ya que de un tiempo para acá he empezado a tener cada vez más curiosidad por estas cuestiones ya que me siento realmente bien y me ayuda mucho el saber que nuestra esencia es espiritual y eterna y que incluso pueda haber otras entidades o seres que nos acompañan a modo de guias o tutores. La pena es que con las personas de mi entorno más cercano no puedo hablar de esto porque o me dan de loco o lo ven algo surrealista/ciencia ficción o en otros casos perteneciente a algún tipo de religión o secta.Pero bueno, por lo menos existe Internet y tenemos la gran suerte de encontrar en él a personas como tú.

    Gracias de nuevo Emilio y recibe un gran abrazo de mi parte.

    ResponderEliminar
  18. Javier, no eres el único que se siente solo e incomprendido entre las personas de su entorno más cercano. A mí me ocurre un tanto de lo mismo y también percibo eso que dices: te toman por loc@ o aún peor: por retrasad@ mental. Y a mí no me afecta eso: me afecta y siento pena porque esas personas -o esas partes de mí, que diría Emilio- tengan esa falta de aspiraciones o sensibilidad, pero por lo que leo, no hay que intentar cambiar a nadie de su estado: ya le vendrá la Luz si es que le tiene que llegar. Ellos no saben lo que se pierden, pero son felices y no echan de menos nada de estas cosas espirituales. Yo empiezo a aceptar que eso sea así, incluso a acostumbrarme y comprender que el Universo es muy diverso y no te tienes que ir muy lejos para comprender que eso es así: esa diversidad puedes encontrarla en tu propia familia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, querida R.C.
      Besos y Abrazos.
      e

      Eliminar
  19. Javier y R.C., como lo que hemos intercambiado entre los tres puede ser de interés general, publicaré una entrada con los contenidos de nuestros comentarios anteriores.
    Muchas gracias y Abrazos

    ResponderEliminar
  20. Por mí, sin problemas y te pondría cantidad de ejemplos de hasta qué punto la gente que no está en tu misma onda te toma por loc@, pero una pregunta: ¿Por qué das por hecho que R. C. es del género femenino, cuando siempre he procurado esconder mi sexo utilizando una @ final en los adjetivos, ja, ja, ja?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja, ja... ¡Es que he desarrollado mucho mi lado femenino y percibo las cosas de manera natural!
      Grandes Besos.

      Eliminar
  21. ¡Pues enhorabuena! Hay muy pocos hombres que se atrevan a esa interesante aventura de llegar a ser seres integrales. Y por defender "tanta virilidad pura sin mezcla de nada que sea de signo femenino" por simple ignorancia, ellos se pierden esa parte tan tierna como divertida.
    Por supuesto que también existe lo contrario: el juego de saber integrar la masculinidad al ser femenino.

    ResponderEliminar
  22. Hasta el momento, me ha parecido que he llegado a comprender que SUEÑO y VIGILIA son una misma "realidad", es decir PRODUCTO DE LA MENTE.
    Y, creyéndolo así, puedo entender "la rueda del Samsara", el sueño o "lila" del Creador y nuestra propia existencia como parte de Su sueño pero con la dificultad añadida de creernos "alguien" separado -ego- y, ahí empieza la historia de las historias hasta que llegamos a DESPERTAR y nos fundimos de nuevo con la esencia de la Energía Creadora. Muy resumido, muy básico, aunque nada fácil y no obstante TAN SENCILLO.
    No, no es que ya esté de vuelta; precisamente tengo muchísimo problema con mi fastidiosísima personalidad o personaje que cada vez siento más deteriorado y enfermizo hasta que punto! Pero claro, me resulta un alivio si soy capaz de centrarme y admitir que todo, TODO, es sólo producto de la mente, nada fácil por cierto ya que "la película" tiene su fuerza.
    Hoy, cuando he leído (quizá demasiado rápido y por eso no lo haya entendido muy bien) lo relacionado con la supuesta muerte o tránsito a otra "realidad", me quedo bastante perpleja. Bueno, quizá sea necesario para sentir un "conformismo" ¿? Lo digo con el mayor de los respetos para quien necesite sentirlo así.
    ¿Hay alguna contestación aclaratoria a todo esto?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por compartir con nosotr@s.
      Efectivamente, es tan sencillo.
      En cuanto al tránsito, el contenido de la entrada del 29 de marzo es una bella y profunda Realidad.
      Abrazos

      Eliminar
  23. Emilio, una vez en Uruguay, (país en el cual tu has estado)oí una frase de un hombre que hablaba sobre temas espirituales, (dicho con acento uruguayo.)
    SI ESTAN BUSCANDO Y NO ENCONTRÁS, MANDÁ A BUSCAR, AL NO BUSCAR.
    ¿Ese es el camino? para encontrar la solución a los problemas cotidianos que nos aquejan¿?, como falta de trabajo, ecónomicos etc. me sería de gran ayuda tu opinión, un abrazo, gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los orientales lo llaman, Abel, la No-Vía: realmente, no hay nada que buscar, pues todo está en nosotros y en el Aquí&Ahora.
      Fácil de enunciar, difícil para la mente de aceptar: practicar una Vida Sencilla (alegre, gozosa, sin inquietudes y libre de cargas, miedos y autolimitaciones mentales) y centrarse en el momento presente (momento presente, momento hermoso) sin tomar ninguna iniciativa propia y con Confianza: confianza en la Providencia, que es nuestro ser interior en acción; confianza en la Vida, que es el Aquí y Ahora, siempre amoroso y acogedor; y confianza en la Perfección de cuanto Es, acepando y respetando el proceso y evolución de todo y todos (el Amor es aceptación) y dejando de enjuiciar (opiniones, etiquetas, valoraciones,…) a nosotros mismos y a cuanto están u ocurre a nuestro alrededor.
      Esa Vida Sencilla y plena de Confianza nos inunda de Paz, Compasión y Amor. Y todo para gloria del Padre, que es, intrínsecamente, todo y cada uno de nosotros, pues Dios es yo (y tú) y yo soy Dios cuando ceso de ser yo.
      Abrazos

      Eliminar
  24. Emilio, no puedo enumerar las situaciones que me han sucedido a lo largo
    de mi vida, que podría calificar como mágicas o milagrosas.
    Muchas de ellas, de poca importancia y otras muy relevantes, fueron situaciones que surgieron de la nada muchas veces para solucionarme una necesidad determinada, algunas importantes.
    Eso me llevo a tratar de entender el funcionamiento de esa otra “realidad” lo cual me llevo a leer de todo, destacando Un Curso de Milagros, El Kibalión , o autores como Chopra, Tolle, Krishnamurti, y un largo etcétera.
    Pero hoy, pese a las pruebas, me siento paralizado ante mi situación negativa de desempleo y problemas económicos, sé que el desapego ante esos problemas es fundamental
    para poder trascenderlos, pero el miedo, y la angustia no me permiten soltarme lo suficiente.
    Me ayudan mucho tus palabras un abrazo Abel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo comprendo, Abel. Estamos en pleno proceso de apretón energético, con muchas manifestaciones (problemas económicos y laborales, rupturas de parejas, enfermedades,...), al objeto de que nos liberemos de cargas y entremos lo más ligeros y desapegados posible en la ya muy próxima Primavera Consciencial.
      Me alegro de que mis palabras te sean de utilidad.
      Abrazos.

      Eliminar
  25. Cualquier intento que haga la mente por resolver el conflicto, es poner al ego a cargo de su resolución, y el ego no es parte desinteresada en el resultado. Cuando la mente tiene la intención de resolver el problema, afirma que tiene también la capacidad de hacerlo, y pasa por alto que esa parte de la mente que trata de resolverlo es el problema mismo.
    UN CURSO DE MILAGROS, GRACIAS EMILIO

    ResponderEliminar
  26. No hacer nada significa que no emitirás ningún juicio acerca de ninguna situación. Significa que no determinarás cuál es la respuesta correcta a un conflicto que ni siquiera entiendes. Que no determinarás cuál debe ser el desenlace que esperas según tus referencias del pasado de qué es la felicidad y cómo lograrla.
    No hacer nada significa encomendar tu espíritu en las Manos de tu Padre, y caminar en paz en medio de la tormenta y la oscuridad, con una confianza que no es de este mundo. Porque sabes que el desenlace es tan seguro como Dios, y que no depende en absoluto de ninguna de tus decisiones, sino del hecho de prescindir de todas ellas. Y te darás cuenta de la completa invariabilidad de un Plan que trasciende cualquier creencia, cualquier decisión y cualquier expectativa de la mente durmiente.
    ESE ES EL CAMINO, QUE TU PREDICAS Y QUE NO DUDO QUE ES VERDAD, PERO CUESTA EMILIO CUESTA, GRACIAS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda le cuesta al ego y a la mente, pero el ser interior está encantando y resuena en Amor.
      Abrazos

      Eliminar
  27. Emilio, he oído tu conferencia varias veces y debo decir que coincido
    pero al hablar sobre el paraíso en donde dices que físicamente somos
    perfectos, pregunto: ¿Qué papel tiene el demiurgo en lo que dices?
    Sabes que los gnósticos sostienen que el cuerpo, lo material, es una creación
    casi una chapuza de un semi dios llamado el demiurgo, y la verdadera creación es nuestro
    ser divino, nuestro verdadero yo, igual la creación del demiurgo viene a ser el ego¿?.
    Un abrazo Abel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi interior, Abel, resuena con claridad que Todo, sin excepción, es divino y Creación del mismo y Único Dios que Todo Es y Todos Somos.
      Y nuestro ADN, impreso en cada una de nuestas 100 billones de células, contiene todo: la información genético física y biológica; la memoria trascendente y álmica de todas nuestras vidas en todos los planos; y nuestra Esencia divinal y su Sabiduría Innanta.
      Abrazos

      Eliminar
  28. Hola Emilio, llevo varios días siguiéndote por la red y te doy las gracias por todo lo que has aportado a mi espíritu buscador en esta apasionante vida. Espero poder saludarte en tu próxima conferencia en Barcelona y me atrevo a hacerte una pregunta y es que, sino debemos tener deseos materiales ¿a qué se debe que éstos, también, se hayan cumplido en ocasiones? mi intuición me dice que cuando tienes un deseo material y éste es un trampolín o punto de apoyo para la propia evolución personal, un día te das cuenta de que también se ha cumplido. Es como si hubiera una alineación de todos tus deseos auténticos sin interferencias ni distinciones de si son espirituales o materiales, ¿cómo lo vives tú?
    Un abrazo y gracias por tu generosidad.
    Mariana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues lo veo, Mariana, exactamente igual que tú.
      Cuando estamos alineados con nuestro propósito interior de vida y vivimos en consonancia con él, todo fluye armoniosamente y todo encaja, también lo material. Eso sí, en la medida que se va avanzando en ese propósito, decrecen los requerimientos materiales en torno al mismo y aumenta paulatinamente el sentir profundo de desapego, desasimiento, desalogo interior y vaciamiento.
      Abrazos.

      Eliminar
  29. Hola Emilio. Me ha gustado mucho esta entrada. Creo que nadie puede negar que el mundo tal y como lo conocemos esta desmoronandose. Pero hay un punto donde me bloqueo. Si hablamos de desapego a lo material, como podemos decirselo a una familia que se ha quedado sin hogar? que no tiene medios para subsistir dentro de esta matrix u holograma.. se que comprendes que vivir esta situación lleva a un gran caos interno. Quizas te hablo en base a los viejos paradigmas, pero no puedo dejar de pensar en el sistema en el que vivimos, cuando veo tanta injusticia, cuando se protege a los "ricos" (ricos en sentido material, que al final se queda en numeros de un ordenador)... que me lio... no sé si me he explicado. El dinero solo ha creado hambre desigualdad y sufrimiento. Me gustaria un mundo donde podamos tener lo necesario para vivir sin ser un esclavo. Estoy muy perdida en ese sentido, no sé como abordarlo no se como superar ese bloqueo, te agradecería unas palabras al respecto. Aroa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué podemos decirles?. Pues algo que quizás no entiendan e, incluso, les ofenda: que guarden silencio y cojan respiración buscando el re-encuentro lo que Son. Y desde este reencuentro, interiorizar de una vez que nada de lo que ocurre en el exterior es ajeno a los procesos interiores y busca la conexión.
      Ante una enfermedad o problema económico, hay que analizarlo desde dentro. Diez minutos de silencio, de respiración, de sosiego y buscar esa conexión, porque la vida nos lo está gritando. Es cierto que el trabajo es clave, pero relativamente. El volumen de ingresos que necesito ahora es muy inferior al que creía antes. Sé que se puede vivir de una forma mucho más sencilla y es mi ser interior el que me está dando “gritos” para que cambie, para que me dé cuenta de que el sendero es distinto.
      La vida de cada uno es su responsabilidad al 100%. Hay que estar atentos a las señales de la Vida y aprender a mirarse hacia dentro, ayuda una barbaridad. Por supuesto que el cambio exterior desde el interior no es inmediato, pero abre una dinámica donde las piezas encajan.

      Eliminar
  30. Gracias por tus palabras. Yo misma estoy pasando por un periodo ecónomico díficil aun sin llegar a ese extremo, aunque si tengo casos relativamente cercanos. Mi marido lleva 6 meses con un problema de salud aunque no de gravedad y lo hemos hablado en repetidas ocaciones y aveces hemos hablado del karma. Sé que hay personas que se vienen abajo si no pueden llevar un tren consumista.. yo me referia solo a comida y techo, lo demás son tonterías (siempre lo he dicho) somos personas sencillas en ese sentido. Deseo encontrar esa dinámica.. y liberar los miedos. Un gran abrazo y gracias por tus palabras y orientación.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.